Radiador de aceite de bajo consumo AEG

Nuestro Favorito:

Radiador de aceite de bajo consumo AEG

 

Mejores Radiadores de Aceite

¿A quién no le gusta estar cómodo en casa? Esa sensación de felicidad cuando llegas a casa después de un largo día. Es inevitable que llegue el invierno y con él los días fríos, por ello es recomendable contar con un electrodoméstico que nos resguarde del frío. Los radiadores de aceite son el electrodoméstico perfecto para calentar el ambiente de cualquier habitación de tu hogar. Están hechos de metal con un circuito cerrado de aceite en su interior que calienta el metal del radiador y éste el ambiente donde está colocado. Encontrar una forma de calentar tu casa y que sea lo más barata posible puede ser una aventura. El radiador de aceite es una de las mejores opciones para calentar tu hogar y de la manera más eficiente.

Nuestro favorito:

Hemos elegido como producto destacado: Radiador de aceite de bajo consumo AEG. Haz clic aquí para conocer los detalles de este producto.

Nombre
Imagen
Valoraciones
Opiniones
Precio
Radiador de aceite 2500W Aigostar Black Forest 33JIF
Radiador de aceite 2500W Aigostar Black Forest 33JIF
Nombre
Imagen
Valoraciones
Opiniones
Precio
Radiador de aceite Delonghi
Radiador de aceite Delonghi
Nombre
Imagen
Valoraciones
Opiniones
Precio
Nuestro Favorito
Radiador de aceite 2500W Aigostar Oil Monster 33JHH
Radiador de aceite 2500W Aigostar Oil Monster 33JHH
Nombre
Imagen
Valoraciones
Opiniones
Precio
Nº 1 Ventas Amazon
Radiador de aceite de bajo consumo AEG
Radiador de aceite de bajo consumo AEG
Nombre
Imagen
Valoraciones
Opiniones
Precio
Muy Recomendado
Radiador de aceite bajo consumo Aigostar Tummie 33JIE
Radiador de aceite bajo consumo Aigostar Tummie 33JIE

Sentirse agusto en casa es algo fundamental. Y aunque haya personas que les guste el invierno, a nadie nos gusta pasar frío y mucho menos en nuestro propio hogar. Para hacer más cálidas nuestras casas sin que se hinchen mucho nuestras facturas, los radiadores de aceite son la mejor opción. Además de ser muy prácticos y fáciles de manejar, una sus muchas ventajas es que calientan una habitación en muy poco tiempo. 

Hay todo tipo de modelos desde muy potentes, de bajo consumo, eléctricos, pequeños, etc. Debemos tener en cuenta una serie de características para tomar la mejor decisión de compra y que se ajuste a nuestras necesidades. Por ello, en esta guía comparativa te traemos nuestra selección de los mejores radiadores de aceite.

Radiador de aceite de bajo consumo AEG

Radiador de aceite de bajo consumo AEG

Nº 1 Ventas Amazon

Este modelo de la lista, a pesar de ser bastante sencillo no deja de ser eficiente. Gracias a su termostato y a su selector de potencia, con este radiador de aceite podrás regular la temperatura y elegir la potencia que más se adapte al entorno. Tiene 3 niveles diferentes de potencia entre 1500W / 2000W / 2200W y 11 elementos de calentamiento que se pueden ajustar según las necesidades de cada momento. Este radiador de aceite de bajo consumo tiene la fuerza suficiente para calentar ambientes de 20 metros cuadrados si se pone con la máxima potencia.

Sus opiniones son muy positivas por lo que le hacen ser una compra excelente. Con un termostato regulable, este radiador de aceite incluye protección contra incendio y está equipado con cuatro ruedas multidireccionales que permiten su movilidad de un lado a otro de manera cómoda y sencilla. 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite 2500W Aigostar Oil Monster 33JHH

Radiador de aceite 2500W Aigostar Oil Monster 33JHH

Nuestro Favorito

Es uno de los mejores modelos de la lista. Este radiador de aceite Aigostar Oil Monster 33JHH cuenta con un control exacto de la temperatura, mando a distancia y temporizador 24 horas para que tengas un control total. Tiene distintas potencias desde 1000 a 2500W. En caso de sobrecalentamiento, viene integrado un sistema de seguridad para no sobrepasar las temperaturas.

Este radiador de aceite 2500W es muy silencioso con unos buenos y elegantes acabados es perfecto para calentar cualquier habitación.

 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite bajo consumo Aigostar Tummie 33JIE

Radiador de aceite bajo consumo Aigostar Tummie 33JIE

Muy Recomendado

Este modelo de la lista, es otro de la marca Aigostar. Es uno de los mejores valorados y con opiniones positivas por su calidad precio como radiador de aceite bajo consumo.  Tiene tres niveles de potencia de funcionamiento y 11 elementos de calentamiento.

Viene equipado con ruedas giratorias de 360º para que se pueda transportar cómodamente y de manera eficiente. Para no sobrecalentar demasiado las habitaciones cuenta con un sistema de seguridad contra sobrecalentamiento. Además, una de las cualidades a destacar es que en caso de vuelco, el radiador se apagará automáticamente. Es un modelo limpio y silencioso, por lo que no te molestará su presencia. Su temperatura se controla a través de un termostato.

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite 2500W Aigostar Black Forest 33JIF

Radiador de aceite 2500W Aigostar Black Forest 33JIF

Buena Opción

Con 3 niveles diferentes de potencia y control de temperatura, este radiador de aceite 2500W es una buena opción de compra. Gracias al termostato podrás seleccionar la temperatura deseada para conseguir un mayor confort según tus necesidades. Cuenta con 13 elementos de calor con tubos de doble U para garantizar un calentamiento mucho más eficaz y de manera rápida.

Este modelo de radiador de aceite Agoistar Black Forest 33JIF, tendrás un ambiente cálido seguro. Tiene un indicador con piloto de encendido lo que te permitirá saber en todo momento si está funcionando. Como extra, destacar su interruptor de seguridad y protección contra el sobrecalentamiento. Con función de anti congelación, las tuberías no se congelarán. 

 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite Delonghi

Radiador de aceite Delonghi

Buena Opción

Otra alternativa que funciona muy bien, es este modelo de Delongui. Se trata de un radiador de aceite pequeño y compacto por lo que no ocupa mucho espacio. Cinco elementos de calentamiento y una gran superficie de encendido, proporciona un ambiente cálido. Tiene un amplio rango de calentamiento lo que asegura una mayor comodidad.

Equipado con la tecnología real energy, este radiador de aceite Delongui proporciona un calentamiento continuo óptimo. Es un modelo perfecto para habitaciones, baños u oficinas de hasta 15 metros cuadrados. 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite Cecotec 

Radiador de aceite Cecotec 

Buena Opción

Otro modelo que no podía faltar a la lista es este modelo de Cecotec de 2500w. Este radiador de aceite de bajo consumo tiene 11 módulos. Su termostato es regulable con tres niveles de potencia diferentes para tener un consumo de energía eficiente y óptimo;  eco (1000 w), medio (1500 w) y máximo (2500 w).

Con sistema easygo para facilitar su movilidad si se quiere mover de un dormitorio a otro. Su tecnología warm space es capaz de calentar hasta 20 m² sin hacer un consumo abusivo. Como de los modelos de nuestra lista, cuenta con sistema de protección por sobrecalentamiento overprotect system. Se trata de un sistema de apagado automático si este se sobrecalienta para evitar daños a la casa. Un dato a destacar, es que este radiador de aceite Cecotec cumple con la normativa vigente con la seguridad y la protección del medioambiente. Dados los tiempos que corren es recomendable hacer uso de electrodomésticos que no dañen el ecosistema.

 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite Aigostar Pangpang 33IEJ

Radiador de aceite Aigostar Pangpang 33IEJ

Buena Opción

Otra posibilidad de compra es este modelo de Agoistar. En este caso, cuenta con un diseño exclusivo y tiene muchas opiniones positivas por parte de los usuarios. Es una buena opción en cuanto a calidad precio. Radiador de aceite con 3 niveles de potencia diferentes entre 1000, 1300 o 2300 W. Según el frío que tengamos se podrá regular la temperatura mediante su termostato y tener un mayor bienestar. Una vez encendido, cuando el ambiente alcance la temperatura configurada en el termostato, un indicador luminoso se apagará indicando que el radiador está en espera hasta que baje otra vez la temperatura. Cuando esto ocurra el indicador y el radiador se encenderán nuevamente. Es un modelo muy práctico y movible.

 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite Orbegozo

Radiador de aceite Orbegozo

Buena Opción

El radiador de aceite Orbegozo de color blanco es un electrodomético con termostato regulable. Es uno de los más vendidos ya que a pesar de ser uno de los modelos más baratos, no impide su eficacia. Si el ambiente se calienta más de lo indicado, gracias a su medida de protección contra el sobrecalentamiento, el radiador lo indicará. Tiene una potencia de 2000W y un sistema silencioso, lo que le hacen ser muy práctico.  Además, tiene cuatro ruedas pivotantes para su transporte e incluye un eficiente recogecables. Al no ocupar demasiado espacio y tener un tamaño pequeño, lo convierten en otra opción más de nuestra lista comparativa.

 

VER OFERTAS EN AMAZON
Radiador de aceite Delonghi Dragon TRD04 

Radiador de aceite Delonghi Dragon TRD04 

Buena Opción

No podíamos terminar nuestra lista comparativa sin este modelo de Delonghi. Con una función de anti heladas, este radiador de aceite con potencia calorífica desde 1500 a 2500 W es una gran opción para los días más fríos. Cuenta con 10 elementos de calentamiento y una gran superficie que proporciona una emisión de calor mucho más rápida y aumenta el efecto chimenea, ósea, una mayor eficiencia y un mayor confort. Calor seguro gracias a su protección de sobrecalentamiento.

La temperatura que queremos en el radiador de aceite se controla automáticamente a través del termostato. Práctico, muy sencillo de usar y movilidad fácil.

 

VER OFERTAS EN AMAZON

Contar con este tipo de electrodoméstico para calentar nuestra casa es una opción muy interesante. Funcionan conectándose a la red eléctrica y la mayoría suelen ser de bajo consumo pero eficientes. Una diferencia entre el radiador eléctrico y el de aceite es que cuando ya hemos hecho uso del eléctrico y lo desconectamos de la corriente, este deja de emitir calor. ¿Por qué? A causa de que las resistencias se apagan a la misma velocidad con la que calientan. El radiador de aceite desprende calor una vez apagado, logran mantener más la temperatura.

Cabe señalar que la principal ventaja del radiador de aceite es que en realidad es un sistema de calefacción más económico y barato que otros calentadores, como un sistema denominado calefacción azul eléctrico. Estos radiadores por lo general suelen ser silenciosos y no hacen ruidos molestos por lo que garantizan un mayor confort. 

Otra de las ventajas de estos radiadores de aceite es que son portátiles y muy cómodos, por lo que al no requerir instalación, podrás ubicarlo en todos los lugares con enchufes y disfrutar de ambientes cálidos. Además, al igual que los radiadores eléctricos, el radiador de aceite tiene un termostato regulable para programar la temperatura. Si pasas frío por la noche podrás calentar el ambiente con altas temperaturas o cuando vayas a casa. No cabe duda de que este tipo de radiador es la elección perfecta para conseguir resguardarse del frío.

En este apartado trataremos cada uno de estos aspectos más en profundidad para que encuentres en esta guía todo lo que necesites saber acerca de los radiadores de aceite y de esta manera, facilitar tu proceso de compra.

¿Qué es un radiador de aceite?

Antes de tratar cualquier tema en relación con el radiador de aceite, debemos tener muy claro qué es realmente un radiador de aceite. Bien, se trata de un aparato metálico que se emplea para calentar el ambiente de grandes o pequeñas habitaciones. Se suele utilizar en los hogares, para uso doméstico. 

Se les conoce como radiadores de aceite ya que en su interior está formado por un circuito de aceite el cual calienta el metal del radiador y éste a su vez, emite calor. Dependiendo de los modelos, suelen funcionar con unas potencias u otras. La mayoría de los radiadores de aceite ofrecen un consumo moderado

Según nuestras necesidades, podremos encontrar muchos tipos, marcas y diferentes precios. Muchos de los radiadores de aceite pueden calentar una habitación de unos 25 metros cuadrados en tan solo unos minutos. A diferencia de otros aparatos de calefacción, son fáciles de usar y móviles. El radiador de aceite es el aparato ideal para calentar cualquier rincón de la habitación de manera uniforme y a un precio razonable.

¿Cómo funcionan los radiadores de aceite?

Cuando piensas el término ?radiador de aceite?, piensas en agregar litros y litros de aceite ¿verdad? No te preocupes, no es así. Hoy en día, los radiadores de aceite son muy fáciles de usar ya que de igual modo que los radiadores eléctricos y los convectores eléctricos, tienen resistencia interna, la diferencia es que al conectarse a una corriente eléctrica, calienta el aceite dentro del radiador, generando así el calor tan esperado y una vez apagado mantiene la temperatura.

Lo más importante es que nosotros no debemos agregar el aceite de fábrica que viene dentro del radiador. Se trata de un aceite especial incombustible, ligeramente más espeso que el aceite común. No debemos cambiarlo o algo similar. Por lo tanto, solo necesitamos conectarlo a la corriente, ajustar la temperatura y esperar a que se caliente la habitación. Un radiador de aceite es un aparato que no tiene un sistema complejo de funcionamiento.

La mayoría de los radiadores de aceite están equipados con termostatos, programadores, y sistemas de apagado automático para hacerlos mucho más prácticos. Gracias a estas cualidades y a una pantalla táctil digital podemos indicar la temperatura máxima del equipo para evitar el sobrecalentamiento. Una de las ventajas más destacables del radiador de aceite es que incluso si está apagado, seguirá calentando, ya que el aceite se mantiene a una temperatura durante un algún tiempo.

¿Cómo elegir bien un radiador de aceite?

A la hora de comprar cualquier electrodoméstico entra en juego el dinero que nos queremos gastar. No hace falta gastar grandes cantidades de dinero en un radiador de aceite. En el mercado hay una gran variedad de modelos con diferentes precios que se pueden ajustar al presupuesto de cualquier bolsillo. No obstante, el precio dependerá de la potencia o capacidad calorífica que emita o de las características adicionales que tenga, como mando a distancia, indicador de temperatura o termostato. En este caso, la potencia del radiador de aceite está relacionada con la capacidad de emitir calor, por lo que es algo que debemos tener en cuenta a la hora de elegir un buen radiador. Por lo general, las potencias oscilan entre los 100 y 250 vatios, dependiendo de unos modelos u otros. Otro aspecto que también debemos tener presente es el tamaño, ¿por qué? Cuanto mayor es el tamaño, mayor es la potencia y mayor la capacidad de emitir calor.

Al tratarse de aparatos que desprenden calor, el radiador debe ser seguro. Es importante que no se sobrecalienten y sean estables, y sobre todo que no caigan al suelo debido a empujones accidentales. Hay múltiples marcas en el mercado, como Orbegozo, Aigostar, AEG, Cecotec, o De’longhi, que ofrecen a los compradores todas las garantías y los mejores precios.

Si tienes dudas sobre que tener en cuenta a la hora de comprar un radiador de aceite, no te preocupes, más adelante entraremos a tratar los diferentes aspectos en profundidad. 

¿Para qué sirve un radiador de aceite?

Sabiendo que és un radiador de aceite debemos conocer para qué sirve. La principal función de los radiadores de aceite es calentar el ambiente, sobre todo de estancias pequeñas o de un tamaño no más de 40 metros cuadrados. Están pensados para uso en casas, oficinas o lugares de trabajo como oficinas. Si se decide por comprar uno de los radiadores de la lista que hemos presentado con anterioridad, tendrá habitaciones calientes de manera uniforme.

¿Dónde se colocan los radiadores de aceite?

Para hacer un buen uso de los radiadores de aceite, la forma más correcta de colocar un radiador de aceite es en interiores y en una superficie plana. Esto es muy importante para que el calentamiento sea estable y eficaz. Al no producir residuos, ruido ni contaminación, pueden ser colocados en cualquier estancia de nuestros hogares y en habitaciones pequeñas.

No requieren de un gran mantenimiento. Si se encuentra en lugares con climas muy fríos, sería conveniente contar con radiadores de aceite de máxima potencia para calentar de manera uniforme cada rincón de la habitación. Por otro lado, si se tiene muchas habitaciones y quiere mantenerlas calientes, también sería recomendable contar con varios radiadores. Siempre es bueno contar con uno o varios en casa porque son baratos y muy versátiles.

Dejando el espacio a un lado, otro aspecto a tener en cuenta en relación con dónde colocarlos sería su ubicación en sí mismo. A pesar de ser un aparato que desprende calor no es recomendable colocarlo para calentar los cuartos de baño. En este caso, si lo que quieres es ducharte con el aseo caliente, sería conveniente encenderlo antes pero no mientras nos duchamos. ¿Por qué? Pues por qué cuando nos duchamos se genera vapor y se crea una condensación en el ambiente. 

En el exterior tampoco sería una ubicación idónea ya que nunca llegará a calentar del todo sino lo único que podemos conseguir es un susto en la factura. 

Así pues, el interior como comentábamos antes sería la ubicación ideal, pero ¿se puede colocar a cualquier distancia y en cualquier rincón? No. Debemos tener cuidado dónde lo colocamos en las habitaciones ya que no pueden estar cerca de cortinas o muebles. Los radiadores de aceite deben estar a una distancia mínima de 50 centímetros de cualquier elemento para evitar incendios o cualquier accidente.   

¿Qué cuidados necesitan los radiadores de aceite?

El radiador de aceite no requiere de mucho mantenimiento.Todo lo que necesita es limpiarlo de vez en cuando como cualquier aparato. Al no liberar residuos, solo necesitan eliminar el polvo del ambiente o de determinadas manchas que se puedan generar. Siempre debemos limpiar el radiador de aceite cuando éste no esté en funcionamiento. Es muy importante este detalle para evitar calambres o quemaduras. Simplemente, deben limpiarse con un paño ligeramente húmedo. 

Es muy importante no demorar mucho la limpieza , ya que esto reducirá su eficiencia a la hora de desprender calor. 

¿Cómo debemos limpiar un radiador de aceite? 

Debido a la gran cantidad de conductos internos que cuenta este tipo de aparatos, se suele acumular una gran cantidad de polvo en el interior. Por eso, es importante mantenerlos limpios para no dificultar su eficacia.

Debemos seguir unos pasos para limpiar de manera eficaz el radiador de aceite:

Pasos a seguir:

  • Realiza la limpieza cuando los radiadores estén apagados y fríos.
  • Asegúrate de cubrir los alrededores del radiador con papel de periódico, un trapo o cualquier papel que ya no necesites, para que caiga allí la suciedad o el polvo para agilizar la recogida y limpieza posterior.
  • Utiliza un plumero o un trapo para eliminar el polvo superficial (siempre apagado y fríos).
  • No te olvides de limpiar la parte trasera. Un truco; puedes utilizar un secador de pelo (con aire frío) o aspirador de mano para soplar el polvo de los rincones más escondidos del radiador de aceite. 
  • Para finalizar la limpieza y que este reluzca impoluto, usa un trapo húmedo con jabón o limpiacristales y ¡bam!, estará como nuevo.

Ahora que ya sabes cómo limpiar el radiador, debes tener presente que se debe limpiar el radiador con regularidad para facilitar su uso, ya que esto evitará que el polvo se almacene en el interior y facilitará el trabajo del radiador. 

¿Qué hay que tener en cuenta?

Antes de comprar cualquier radiador de aceite, debemos tener en cuenta una serie de características:

El tamaño del radiador

No cabe duda de que este es el primer factor que debes considerar a la hora de comprar un radiador. Lo primero de todo es que debes tener claro el sitio y la zona donde quieres colocarlo, lo cual es muy importante. Podemos encontrar radiadores de aceite de tamaño pequeño y mediano. Nuestra elección dependerá del espacio con el que contamos para decantarnos por un tamaño u otro.

Si lo que necesitas es un aparato para una habitación pequeña, entonces debes decantarte por un mini radiador de aceite. Son pequeños pero eficaces y son ideales para espacios con dimensiones reducidas. En cambio, si el espacio no supone ningún problema, entonces tu abanico de posibilidades será más amplio. Sea como sea, estamos seguros que cualquiera de los modelos de nuestro listado encaja en tus necesidades de espacio y consumo.

La potencia 

La potencia del radiador de aceite también es un aspecto importante, ya que de ésta depende la capacidad de desprender calor. Así mismo, la potencia de los radiadores también varían según los tamaños de éstos. 

El espacio que queramos calentar dependerá de la potencia que necesitemos. Para conocer la potencia que necesitamos para las diferentes estancias partimos del cálculo más común: 100W por metro cuadrado de espacio. Este cálculo es eficiente y nada complicado de aplicar. Tenemos que tener en cuenta que una habitación aislada o con techos altos será más complicado de calentar. ¿por qué? Porque estas estancias son mucho más amplias tanto en altura como en espacio por lo que deberemos calcular la potencia a partir de 120W por metro cuadrado. En cambio, para espacios de más de 15 metros cuadrados, es decir, habitaciones o estancias espaciosas, el cálculo debe partir de un radiador de aceite de 1500W. Sea como sea el tamaño de las habitaciones, cualquiera de nuestros modelos que se adapten a la potencia requerida podrá realizar el trabajo, aunque es recomendable encenderlo con anticipación. Por otro lado, debemos tener muy presente que a la hora de determinar la potencia variará según la temperatura ambiente que queramos subir en función de donde te encuentres. No es lo mismo calentar una habitación en Canadá que en Canarias. 

Como puedes observar hay una gran variedad de potencias disponibles en el mercado. Por lo general, los radiadores de aceite son aparatos que ofrecen una potencia que oscila desde los 500 a los 2500 W. No obstante, esto no significa que en el mercado no haya radiadores de mayor potencia. 

Aun así, también existen radiadores programables que pueden ajustarse según las necesidades del ambiente. Este tipo de radiadores de aceite hacen un uso energético mejor y eficiente

Coste

Cuando tomamos la decisión de comprar cualquier aparato o electrodoméstico, el coste es un aspecto muy importante que solemos mirar con lupa. Por ello, en nuestra guía comparativa anterior, aparecen modelos de radiadores de aceite con una buena relación calidad precio. Los precios son muy competitivos en función de las características y recursos con los que cuentan los modelos. Pero no te preocupes, no hace falta gastar mucho dinero para tener un modelo de calidad y eficiente. Por lo general, puedes comprar radiadores de aceite de una gama media- alta alrededor de unos 40 y los 100 euros. En nuestra selección contamos con modelos por encima y por debajo de estos precios. Echa la vista atrás y mira nuestro listado para encontrar los radiadores de aceite baratos. 

Para comprar el mejor radiador de aceite ten en cuenta que la potencia, el tamaño y el coste vayan de la mano para escoger aquel modelo que se ajuste a tu presupuesto pero cumpliendo con su función principal: calentar ambientes. 

En resumen, en el mercado de los radiadores puedes encontrar diferentes precios, éste dependerá del modelo, diseño, marca, tamaño y potencia. 

Funciones: Termostato e interfaz

Este factor también es importante sobre todo para aquellos que les guste tener un control total de la temperatura de la habitación. En este sentido, entra en juego la interfaz. Hay muchos radiadores de aceite que nos permiten controlar de un modo u otro la temperatura que desprenden, pero la función puede variar. 

Hay que tener presente, que no todos los radiadores de aceite cuentan con un termostato que señala la temperatura actual en la habitación. Esto resulta útil a la hora de evaluar si es necesario encender o no el radiador de aceite, o si encendemos el radiador cuál es la potencia exacta para evitar un consumo energético innecesario. Si queremos ahorrar energía, este aspecto es importante para mantener una temperatura óptima. 

A la hora de elegir, cuanto más controlemos la temperatura, más detalles tendremos para invertir en las opciones del termostato y su interfaz. Al igual que la potencia, la temperatura se puede ajustar de acuerdo al entorno, lo importante es que sea fácil de regular y que tenga varias funciones. 

Seguridad

Para calentar los ambientes de las habitaciones o estancias, los radiadores de aceite son una de las formas más seguras. Muchos de los modelos que hay actualmente en el mercado gracias a las innovaciones integran funciones para aumentar la seguridad. 

Lo más común es que los radiadores de aceite incorporen un sistema de autoapagado cuando éste detecta el sobrecalentamiento interno. Esta característica es muy recomendable para que el mismo se apague cuando detecte picos altos de energía.

También, como medida de seguridad extra, estaría bien fijarse en la longitud del cable. Y seguro que te estarás preguntando ¿por qué? para evitar generar tensiones en el mismo y que esto ocasione accidentes. Pero no solo es importante la longitud del cable sino con qué material está hecho. Es importante que el cable sea resistente y al ser posible que esté recubierto. Otra recomendación sería mantener el cable lo más separado posible del propio radiador cuando esté en funcionamiento. 

Temporizador

Para los ahorradores como nosotros, tener un temporizador puede ahorrarnos sustos en las facturas y dinero. Si queremos que se apague cuando la habitación alcance la temperatura requerida, es importante poder configurarlo. Lo mismo ocurre si queremos encenderlo antes de llegar a casa para encontrarnos con las habitaciones ya calientes. Sea como sea, el temporizador es un aspecto clave a tener en cuenta a la hora de comprar un radiador de aceite.

​Ruedas

Todos los modelos o casi todos los radiadores de aceite que recomendamos en esta comparativa están equipados con ruedas para facilitar el transporte. Si tenemos pensado moverlo de un lado a otro, es un aspecto importante a tener en cuenta. Elija el modelo que mejor se adapte a su estilo de vida y especialmente si van a hacer un uso frecuente. 

Materiales

Si lo que quieres es un radiador de aceite duradero y resistente, los modelos fabricados en aluminio y en acero inoxidable son los que por lo general suelen dar mejores resultados en cuanto a material.  El aluminio es un material conocido por ser el conductor de calor, mientras que el acero inoxidable es un material fuerte y duradero en el tiempo.

Silencioso

Si se va hacer un uso frecuente del radiador de aceite, esta es una característica a tener en cuenta. A nadie nos gusta escuchar ruidos o un zumbido mientras estamos descansando, por lo que es importante que el radiador de aceite sea lo más silencioso posible para que no notemos apenas su presencia. 

¿Qué ventajas y beneficios ofrecen los radiadores de aceite?

Tener uno o varios radiadores en casa tiene muchas ventajas sobre todo si no se quiere invertir mucho dinero en sistemas de calefacción y se quiere estar resguardados del frío. Entre muchas de las ventajas que ofrecen estos radiadores de aceite las más destacables son:

  1. En primer lugar su coste, pues no hace falta invertir mucho dinero para tener un modelo de buena calidad ya que son baratos.
  2. Sistema de calefacción eficiente y moderado.
  3. Proporcionan calor de manera uniforme.
  4. Son fáciles de usar y programar.
  5. Son limpios y no son contaminantes ya que no emiten ningún residuo ni ruido.
  6. Cuentan con sistemas de seguridad como el autoapagado por sobrecalentamiento y un termostato. 
  7. Son fáciles de limpiar ya que no requieren de un gran mantenimiento. 
  8. Aunque los apaguemos, seguirán emitiendo calor durante 30 minutos más.

¿Consumen mucha energía los radiadores de aceite? 

Esta es una pregunta frecuente cuando se trata de aparatos eléctricos. Los radiadores de aceite al igual que otros aparatos eléctricos consumen cierta cantidad de electricidad ya que van conectados a la corriente. El consumo de cualquier aparato de calefacción eléctrica depende de 3 factores; el tiempo de uso del equipo, la energía eléctrica y el precio pagado por kilovatio hora. En España equivale a unos 0,13 euros por hora aproximadamente. No obstante, a diferencia de otros equipos de calefacción, hay muchas maneras de reducir el consumo de los radiadores de aceite

Se puede conservar el calor de los radiadores de aceite una vez apagados gracias a su material, ya que mantienen el aceite caliente en su interior. Emiten calor una vez apagados y lo mejor de todo, sin gastar. Por ello, para ahorrar energía, es conveniente que cuando usemos el radiador de aceite mantengamos las habitaciones aisladas cerrando puertas y ventanas para que no salga el calor. Esto es importante hacerlo tanto durante su uso como una vez apagados. De esta manera reducirás el consumo eléctrico por qué necesitarás menos tiempo mantenerlo encendido.  

Por otro lado, como cualquier aparato eléctrico las prestaciones tienen mucho que ver con el ahorro de la energía. Es preferible invertir en radiadores de aceite con más prestaciones ya que éstos consumen menos porque integran diferentes potencias: baja-media-alta. Gracias a esta función podrás adaptar la potencia dependiendo de las condiciones de la habitación, para consumir lo que realmente necesites en cada momento. Muchos de los modelos actuales tienen termostatos, por lo que puedes elegir la temperatura que quieras. Una vez que el radiador alcance la temperatura, se apagará. Cuando la temperatura vuelva a bajar, se encenderá nuevamente. De esta forma, puedes ahorrar tiempo de consumo cuando el radiador esté apagado.

¿Cuál es el mejor radiador de aceite?

El mejor radiador de aceite depende de las necesidades de compra de cada persona. Esto dependerá de nuestro espacio y del presupuesto. Para aquellos que quieran cubrir un gran espacio con un radiador, el mejor modelo será aquel que tenga una gran potencia de 2500W, pero pudiendo esta regularse desde 800W hasta 2500W aproximadamente (dependiendo del modelo).  Si poseen un termostato para regular la temperatura mejor que mejor.  Si el precio no es un problema este tipo de radiadores tan completos pueden rondar los 120 euros.

En nuestra lista contamos con marcas y modelos de todos los precios. Con potencia de hasta 2000W que podrás calentar espacios de un tamaño medio de unos 20 m² . Su precio puede rondar entre los 40 y 50 euros. Sin embargo, puedes tener un equipo más potente desde 70 euros que puede llegar a tener potencias de hasta 2200W

En cambio, si nuestro espacio es pequeño, puedes optar por un radiador de aceite sencillo y portátil que incluso lo podremos transportar de un lado a otro de la casa. A pesar de su tamaño, no dificultan su función de calentar los ambientes de manera eficiente. Este tipo de modelos suelen rondar desde los 35 en adelante.  

Es importante tener en cuenta que siempre que el radiador de aceite seleccionado cumpla con los estándares mínimos de seguridad y tenga un diseño funcional, será considerado como un buen modelo. En nuestra comparativa encontrarás radiadores de aceite funcionales, seguros y con un diseño robusto.

¿Se puede secar la ropa mojada encima de los radiadores de aceite? 

Seguro que esta idea te ha pasado más de una vez por la mente, sobre todo si en el exterior hace frío y necesitas secar una prenda con urgencia y no se cuenta con una secadora. Recurrir a un radiador de aceite como medio de secado es una buena idea. Es cierto que el radiador nos puede sacar de un apuro pero no es buena idea recurrir a este cada vez que necesitemos secar una prenda. Una de las razones para no secar la ropa mojada encima del radiador de aceite es que al estar fabricados en metal, la ropa aunque estén algo húmedas todavía contienen agua por lo que cuando el agua hace contacto directo con el metal del radiador, por un lado puede oxidar la apariencia del radiador y por otro, puede ocasionar manchas de óxido en la ropa. 

Las razones por las cuales no secar la ropa encima del radiador no son solamente estéticas. Otra razón es que ese contacto directo entre el agua y el radiador puede provocar un agujero en el aparato, y esto en un accidente. Se puede secar la ropa manteniendo las prendas cerca del radiador de aceite pero sin llegar a tener contacto directo.

Diferencia entre radiador de aceite y emisor térmico

A pesar de que los radiadores de aceite y los emisores térmicos (también conocidos como acumuladores de calor) tienen muchas semejanzas como que ambos consumen corriente y generan calor, también difieren. La diferencia principal y más notoria es su funcionamiento. El radiador de aceite calienta el aceite dentro del radiador a través de la resistencia, mientras que los emisores térmicos, la resistencia calienta el aire frío que entra por la abertura en la parte inferior del aparato para hacer que escape. La parte superior es aire caliente. 

Otra de las diferencia entre ellos es que en el emisor térmico, una vez encendido el termostato, inmediatamente comienzas a sentir el calor, mientras que en el radiador, primero debe calentarse el aceite, tarda un poco más.

¿Por qué comprar un radiador de aceite?

Es un electrodoméstico que no requiere de mantenimiento, sino de una limpieza de vez en cuando. Es importante limpiarlo cuando éste no esté en funcionamiento para evitar calambres o quemaduras graves. No desprende residuos, por lo que solo hay tener en cuenta el polvo que genera el ambiente o las manchas que podamos ocasionar. Por otro lado, los radiadores de aceite no son peligrosos, no emiten gases ni humos que contaminan el medio ambiente.

Son baratos y podrás disfrutar de un invierno sin preocupaciones. Existen gran variedad de modelos de radiadores desde pequeños hasta programables. El frío dejará de ser un problema ya que al ser silencioso y poder programar la temperatura y el tiempo, podrás tener plácidos sueños. Descubre el que más se adapta a tus necesidades y no te quedes sin el tuyo. ¿A qué esperas?.